Teddy Pendergrass: Is It Still Good To Ya?

Llevo ya bastantes entradas dedicadas a Teddy Pendergrass y más últimamente, pero sigo tan obsesionado con él que no puedo remediarlo. Con esto prometo no escribir durante una temporada sobre Teddy Pendergrass, pero hoy no he podido evitar la tentación.

Teddy Pendergrass es bastante desconocido para la gente que no escucha música Soul y para mí es uno de los grandes ídolos de cualquier tipo de música. Sumando a Marvin Gaye, entre los dos me habrán dados los mejores momentos musicales de mi vida.

Dentro de unos meses se cumplirán dos años de su muerte. Atrás nos dejó tremendas interpretaciones y como muestra, la versión que hiciera de Is It Still Good To Ya? (1980).

Lo que pasa a partir del minuto 2:30 es tan grande que me sigue poniendo la piel de gallina, sigue dándome escalofríos y siempre tengo que frenarme para no acabar gritando como él. Después de esta canción nunca sé qué poner.

Me da tanta tristeza ver lo que hacen hoy en día a cantantes como Teddy, cuesta tanto trabajo encontrar a gente que transmita estas sensaciones, que en ocasiones es desesperante y uno acaba escuchando cualquier cosa de todo lo nuevo que se edita, porque eso sí, uno puede vivir entre música que considera mala pero no sin música.

Bendito seas, Teddy, joder, macho, es que veo venir que te voy a echar de menos hasta el día que me muera.

Gracias, gracias, gracias.

3 pensamientos en “Teddy Pendergrass: Is It Still Good To Ya?

  1. Javo 12/12/2011 en 23:39

    Este tema de Teddy es realmente bonito, una canción de las que enganchan y chasqueas con los dedos. Pendergrass es sin duda uno de los exponentes mas importantes del Soul. Esta página esta muy currada, y a mi me encanta el Soul y el Jazz. Gracias por tu trabajo, y sigue así.

  2. Magiasoul 22/12/2011 en 21:49

    Escuchando temas como éste y leyéndote me haceís emocionar y sentir más vivo. En realidad no compartimos meras canciones, sino emociones y vida.

    Gracias Souldreamer

  3. Taty 12/03/2012 en 02:30

    Mientras te escuchemos con tu sedosa y a la vez fuerte y varonil voz, tu estilo impecable y gratísima presencia,… no morirás. Siempre será un deleite escucharte. Gracias Teddy. Me haces soñar.

Los comentarios están cerrados.